Tratamientos para la flacidez facial. Radiofrecuencia

Otro de los tratamientos de flacidez facial que te ayudará a eliminar arrugas y que tu rostro recupere su elasticidad y luminosidad perdida es la radiofrecuencia, tratamiento que llevamos a cabo en nuestra consulta de medicina estética en Zaragoza.

El paso de los años hace que la elastina y el colágeno natural que sostienen y mantienen firme la piel del rostro se vayan deteriorando, algo que también puede verse incrementado debido a los efectos de los rayos solares o de agentes externos que aceleran el envejecimiento, haciendo que la piel de la cara se vuelva menos firme.

Tratamiento para la flacidez facial en Zaragoza

¿En qué consiste la radiofrecuencia?

La radiofrecuencia es un tratamiento que te ayudará a luchar contra estos signos prematuros de envejecimiento.

Se trata de una aplicación de energía que calienta las capas interiores de la piel del rostro. Este calor contribuye a que las redes de elastina y colágeno se contraigan y, por tanto, el aspecto sea más terso y uniforme.

El propio calor será el estimulante de la regeneración del colágeno y la elastina por lo que ayudará a que sintetice más cantidad y ayudará a combatir la flacidez facial desde el interior.

Existen dos tipos de radiofrecuencia. Una de ellas calienta las capas más superficiales de la piel y la otra actúa en las más profundas, llegando al tejido adiposo. Esto permite que se pueda aplicar el calor del tratamiento según sea el caso y lo que se desea tratar, trabajando a diferentes profundidades en función del área y de las características del paciente.

¿Para qué sirve este tratamiento?

  • Eliminar las arrugas de la frente y el cuello y levantar las cejas
  • Tensar la piel que se encuentra bajo los ojos
  • Levantar las mejillas
  • Combatir la flacidez de la mandíbula
  • Disminuir la papada
  • Eliminar bolsas y ojeras de los ojos, etc.

En general, gracias a la radiofrecuencia se combate la flacidez, las arrugas se atenúan y el rostro luce un aspecto mucho más joven, firme, elástico, con apariencia descansada y una textura renovada y siempre de manera natural.

¿Qué beneficios aporta?

Esta técnica es rápida y se puede combinar con otros tratamientos de flacidez facial. Los resultados se aprecian desde la primera aplicación, pues la piel mejora su aspecto y está más tersa y bella.

Estos resultados se alargan en el tiempo ya que la radiofrecuencia, al estimular el colágeno propio de la piel, hace que ésta lo produzca de manera natural y continúe mostrándose firme y sin arrugas.

 

Contacta con nosotras para más información

Contactar

Comparte este artículo en las redes sociales
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter