Peeling

Un peeling facial consiste en exfoliar la piel del rostro con diferentes sustancias para que se renueven sus capas y, de este modo, deshacernos de las imperfecciones que pueda haber y que el color y la textura de la cara tengan un aspecto más uniforme y lleno de luminosidad.

Asimismo, con la acción de un peeling se pueden reducir las arrugas del rostro y lucir una piel más hidratada y joven, luminosa, vital, firma y sin exceso de grasa. Dependiendo de qué se quiera obtener con este tratamiento, del tipo y estado de la piel, de la edad… se utilizan distintos ácidos.

Tratamiento peeling facial Zaragoza

¿Para qué sirve el peeling?

Esta técnica se usa para tratamientos contra el acné o para combatir los signos que éste ha dejado en nuestra piel, para eliminar los rastros de envejecimiento, las arrugas, la flacidez y las manchas.

Como siempre, lo importante es ponerse en manos profesionales cualificadas como el equipo de Mar Lázaro, que sepan realizar adecuadamente este tratamiento.

¿En qué consiste el tratamiento?

Antes de hacer el peeling, en nuestro centro de Medicina Estética de Zaragoza se le practicará una limpieza en profundidad del rostro.

A continuación, se realiza el peeling con el ácido que mejor convenga, dejándolo actuar el tiempo estipulado y necesario. La piel puede picar o enrojecerse en este momento, algo que desaparecerá según el ácido vaya neutralizándose y tras la aplicación de una mascarilla hidratante al final de la sesión.

La sustancia química escogida determinará los grados de exfoliación; también el problema a tratar determinará las sesiones que son necesarias para atajarlo adecuadamente.

¿El efecto es inmediato?

Los resultados se aprecian de manera rápida y su efecto tiene bastante duración; no obstante, nunca viene mal hacer alguna sesión recordatoria para que la piel esté siempre estar perfecta para lucir en todo tipo de ocasiones.

Tras haber realizado el peeling facial la piel debe recibir protección frente a los rayos del sol y estar bien hidratada, usando para ello productos que favorezcan la regeneración de la piel descamada, que lucirá con más luz, más tersa, uniforme y matizada.

¿Cuándo puedo hacerme un peeling facial?

El peeling facial se puede hacer durante todo el año y sea cual sea el tipo de piel, aunque este factor determinará la profundidad del tratamiento.

Existen tres tipos de peeling: profundo, medio y superficial, y aquello que se quiera corregir con esta técnica también influirá en su intensidad.

  • El superficial es adecuado para arrugas finas, puntos negros, tendencia al acné y manchas
  • El medio es para arrugas más fuertes, acné activo o lesiones más grandes relacionadas con la pigmentación de la piel
  • El profundo es para arrugas mucho más intensas, acné cicatrizado o manchas más fuertes.

 

Contacta con nosotras para más información

Contactar

Comparte este artículo en las redes sociales
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter