Aqualix

El tratamiento Aqualix es una intramesoterapia que consiste en la aplicación a través de inyecciones de este producto con el objetivo de producir lipolisis. Su efecto contribuye a eliminar la grasa localizada en zonas como pistoleras o flancos. El protocolo se basa en tres o cuatro sesiones repartidas cada una de ellas cada tres semanas.

aqualyx

 

Aqualix está indicado para aquellas personas que tienen un indice normal de masa corporal pero desean eliminar grasa en lugares concretos como la tripa, las piernas, la papada, etc. La grasa del cuerpo se deshace, produciendo un efecto similar al de una liposucción pero sin necesidad de someterse a ninguna intervención, únicamente a través de inyecciones que rompen las células adiposas de estas zonas del cuerpo. La grasa se va diluyendo de manera paulatina y el volumen de estas áreas va descendiendo.

Aunque se haga ejercicio y se mantenga una dieta equilibrada existen zonas del cuerpo en las que la grasa se acumula, como la tripa, la espalda o la cadera. Este fármaco que se inyecta consigue deshacer esta grasa, que es eliminada por el propio organismo. Técnicas de drenaje linfático pueden ayudar a ello también como complemento al tratamiento con Aqualix.

Esta terapia sólo puede ser efectuado por médicos formados y cualificados que conozcan el método y con material adecuado para ello. Se llevará a cabo un estudio para comprobar las zonas donde se aplicará para determinar la dosis de producto y las sesiones. Las áreas más habitualmente tratadas, aquellas donde más grasa suele acumularse, son la parte interna de los muslos y rodillas, los flancos, el abdomen, la papada, los brazos y la espalda, con esos antiestéticos pliegues que aparecen y que se puede eliminar con esta técnica.

Aqualix Zaragoza

Aqualix es un producto aprobado por la Agencia Española del Medicamento pero no es un tratamiento para las personas con sobrepeso ni para la celulitis, si no que se trata de eliminar grasa localizada de manera paulatina y efectiva. Para mantener y potenciar los resultados se recomienda hacer alguna sesión de presoterapia o cavitación. Asimismo, también se aconseja ponerse alguna media de compresión o presoterapia para los primeros días una vez se haya efectuado la infiltración. A partir de la segunda semana tras la primera sesión los resultados comienzan a apreciarse. Una piel más cuidada y con menos volumen en esas zonas donde siempre se acumula la grasa.

 

Contacta con nosotras para más información

Contactar

Comparte este artículo en las redes sociales
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter