trucos-crema-facial

No es casualidad que el verano siente bien. Todos nos vemos mejor, sobre todo si nos hemos cuidado durante el año y ahora lucimos cuerpo y rostro.

Una buena alimentación y un estilo de vida sano y saludable se refleja en nuestra cara, en nuestro cuerpo y ¿por qué no? También en nuestra actitud.

 La piel se nota más hidratada, más luminosa y viva. 

Tampoco es casualidad que, si nos fijamos un poco, cuando llega la época de estival, hay quien vemos extremadamente guapa y nos preguntamos ¿q se habrá hecho? Para mejorar aún más nuestra estética y nuestra belleza podemos ayudarnos de la Medicina Estética para maximizar nuestros esfuerzos y nuestros cuidados y para llegar donde, hoy en día, la cosmética no llega.

El aliado perfecto

No obstante, la cosmética es la aliada perfecta de la medicina estética. De ella depende, por ejemplo, que los tratamientos anti edad alarguen su duración y la piel quede mucho más bonita, hidratada y luminosa.

¿Cómo elegir bien una crema?

No siempre la crema más cara es la mejor, más aún cuando no la hemos elegido bien. Pero es cierto que la calidad se aplica en el precio y eso, a la larga se nota en la piel.

elegir-crema-facial-mar-lazaro

Tu edad

Es una de las recomendaciones más básicas a la hora de elegir una crema. Nuestra piel no tiene las mismas necesidades a los 20 años que a los 50 y cada crema actuará en consecuencia con principios activos para cada etapa de la vida.

Tipo de piel

Cada persona es única y su piel también lo es. No todo el mundo tenemos el mismo tipo de piel y se agrupan en grandes grupos como seca, grasa, mixta, sensible

Los laboratorios encargados de fabricar las cremas lo saben y sobre todo en alta cosmética podemos elegir la misma crema en diferentes texturas que se adapta perfectamente a nuestro tipo de piel. Además, cuando elegimos una crema específica para nuestro problema, esta intenta combatirlo como, por ejemplo, la sequedad o el acné.

Estilo de vida

Hay que tener muy en cuenta de que nos va a proteger esa crema, ¿ciudad, playa, montaña? No es lo mismo elegir una crema para estar todo el día metidos en una oficia que si estamos trabajando al aire libre. Si trabajamos en un sitio cerrado debemos elegir un producto rico en retinol y si vamos a estar en la calle intenta que contenga Vitamina C.

Verano o invierno

Es aconsejable renovar nuestras cremas cada cambio de estación como, por ejemplo, ahora en verano y en invierno. No tenemos por qué tirarla si no la hemos acabado, sólo guardarla unos meses.

El clima tiene un gran impacto sobre nuestra piel y debemos prevenirlo y protegernos de él. En verano elegiremos un producto con una textura más ligera y con alta protección solar. La mayoría de las cremas de día de alta cosmética llevan, al menos, un factor 25 SPF.

Momento del día

skinceuticals-crema Este punto es importante a tener en cuenta. Podemos utilizar el mismo producto de día y de noche siempre y cuando este no lleve protección solar (aplicarlo aparte). Es evidente que la actividad que hacemos durante el día no es la misma que cuando es hora de descansar y la piel debemos adaptarla para cada momento.

Para ellos debemos complementar la crema con un serum específico que cubra las necesidades de cada cuando estamos activos y cuando descansamos. Por el día la hidratamos y la protegemos y por la noche debemos mimar, nutrir y dejar que la piel descanse.

Guapa en 5 minutos

Para que los resultados de los productos sean óptimos debemos prepara la piel antes de aplicarlos. Esto no nos llevará más de cinco minutos por la mañana y cinco por la tarde cuando regresamos del trabajo. Hazlo y verás cómo tu piel te lo agradece.

En la consulta de la Dra. Mar Lázaro recomendamos siempre productos de alta calidad como ofrece desde hace años Skinceuticals.

Si te ha gustado este post. Compártelo.

Comparte este artículo en las redes sociales
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter